domingo, septiembre 04, 2005

Agua Turbia

Ser Piscis no es una casualidad para mí. Mi ánimo y carácter se han formado igual de ondulantes que las olas del mar. Y mi alma, se escurre como un pez bajo el agua, ocultándose temeroso de grafios, redes, anzuelos y factorías. Sin embargo, como la espuma, existen en mí sentimientos evidentes, claramente evidentes, que con honestidad debo confesar no sé cómo existen personas que no los perciben. Incluso tú, que has compartido conmigo buena parte de mi vida, no has sido capaz de aceptar lo que te he mostrado. He mostrado poco, es cierto, pero he mostrado de lo bueno y lo malo; no podrías quejarte. Entonces aparecen las dudas... ¿ cómo he de pretender que alguien ajeno reconozca mi sentir? ¿ como pedirle a un par de ojos de crital ver bajo el agua turbia? ¿cómo?
Siendo Piscis, volveré a la parte profunda del mar, reposaré un tiempo, tal vez duerma... Mañana, en la superficie, desnudaré mi ojos a tu vista, y serán el agua la sal quienes calmen los heridos, y bañen a los enamorados...

2 Comments:

At 2:42 p. m., Blogger Mike said...

I enjoy reading the stories on your site. Keep up the super articles!

viagra

 
At 6:49 p. m., Blogger i/o said...

¿Mar? ¿Qué es el mar? ... diría un pez si se lo preguntaras...
Son las olas ondulantes las que hacen que te preguntes y pensar y pensar y darle vueltas a tantas cosas (ah! como amas ese dulce sufrimiento, de veras que te gusta ¿cierto?, esa fantasía infinita de la sensibilidad, de enamorarse de enamorarse, de enamorarse de estar enamorado, de enamorarse de que YO AMO, que al final es enamorarte de ti)... pero eso es solo la superficie, en el fondo el océano está en el más absoluto de los silencios y es todo lo que hay para el pez... ¿qué es el mar?!

 

Publicar un comentario

<< Home